"El secreto del éxito es la honestidad. Si puedes evitarla... está hecho" (Groucho Marx)

27 jul. 2012

Yo no quiero ser Mario Vaquerizo




De dos años a esta parte parece que todo el mundo quiere ser Mario Vaquerizo, incluso los que ni entienden ni comparten el surrealismo en el que está inmerso este peculiar personaje, incluso quienes ni le conocen. Porque reconozcamos que es difícil negarse a un encanto que radica en vaya usted a saber donde coño radica. Puestos a analizar, nada de lo que nos ofrece este personaje es atractivo en sustancia, pero el conjunto funciona como un reloj de maquinaria suiza. Todo el mundo quiere ser anoréxico, vivir en una permanente fiesta, ser el rey del glam, tener una mujer estupenda, amigos famosos, ser un rockstar y salir en la tele. Y aunque no lo quieran todo, al menos si sueñan con una parte. Por eso le envidian, pero no solamente por eso. Le envidian porque, desde que irrumpió en televisión hace dos años, ejerce una fascinación que nadie puede entender. Y siguen observándolo en la vana esperanza de comprender el motivo. Pero nada.

Y a pesar de todo eso yo no quiero ser Mario Vaquerizo. Aunque tampoco me hagan ustedes mucho caso (como suele ser lo acostumbrado) pues hasta la segunda temporada del reality “Mario y Alaska” no me di cuenta que Mario era un hombre y que no estaba viendo un reality sobre un matrimonio de señoras que besan a otras señoras.

Y resulta que no quiero ser Mario Vaquerizo porque nunca cabría en unos pantalones de pitillo talla 32 (ni tras 10 años de dieta), nunca conseguiría una mujer estupenda (ni tan solo una no estupenda), no podría vivir en una permanente fiesta (a las 10 estoy durmiendo abrazado a mi osito de peluche), no se que coño es eso del glam, soy incapaz de retener a mi lado a mis amigos (quizás debido a cierto problema de higiene que define mi personalidad), no se cantar y si saliese en la tele, como dicen que engorda, ninguna cámara dispondría de la tecnología necesaria para abarcarme.

Para ser Mario Vaquerizo (o querer serlo) hay que tener unas mínimas características de las que yo carezco. Una de las características que iluminan al envidiado Mario es la de no pensar demasiado, la de no darle demasiadas vueltas a las cosas. Y conste que no es una crítica al susodicho. Puedo asegurar –con cierto orgullo- que pocos libros he leído en mi vida y casi ninguno sin fotos. Pero si que he leído el libro que escribió no hace demasiado Mario Vaquerizo titulado "Haciendo majaradas" y por fin puedo afirmar con orgullo que tú, Mario, serás más guapo y delgado que yo, más famoso, mas rockstar, mejor marido y amante… pero definitivamente hay días que puedo escribir mejor que tú. Y es solo por eso que ya no quiero ser Mario Vaquerizo. Aunque me fascines y te envidie con todas mis fuerzas.


42 comentarios:

  1. Amigo mío, créame que yo no quiero nada de eso, ni por asomo, mejor me quedo tomando unas cañas y si se le antoja hasta invito.

    p.d. Y tener una mujer como su Santa, como que tampoco.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Querido Sergio. Si usted invita acepto cualquier cosa. Si, he dicho "cualquier cosa".

      Siempre suyo
      Un completo gilipollas

      Eliminar
  2. !!Hola,fernando!!

    Como siempre,borda usted los posts.Ni falta q le hace ser como Mario.Lo q me he podido reír con lo de su osito de peluche jajajaja.
    Felicidades por su post y gracias por hacerme sonreír,mon ami.
    Le dejo millones de besos,Fernando.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Querida Lady_Celeste. Mis posts no serían lo mismo sin sus besos.

      Siempre suyo
      Un completo gilipollas

      Eliminar
  3. Que cosas se le ocurren Señor Gilipollas ,que haría usted con esos pelos !!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Queirda La Abuela. ¿Que haría yo con esos pelos? Pues tener pelos, que ya sería mucho. Palabra de calvo.

      Siempre suyo
      Un completo gilipollas

      Eliminar
  4. Pues yo afirmo que Mario es un amante excepcional. Supere eso si puede, Gilipollas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estimado Torpe Man. Me da miedo preguntar como sabe eso. Miedo no, lo siguiente...


      Siempre suyo
      Un completo gilipollas

      Eliminar
  5. Oh si. Tu escribes mejor que nadie, mi gilipollas.

    Y yo tampoco quiero parecerme a ese señor. :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Querida Adriana. Nadie se parece a este señor, quizás por eso todos quieren parecerse.

      Siempre suyo
      Un completo gilipollas

      Eliminar
  6. A mí la verdad es que me cae bien. Pero usted me cae mucho mejor, porque usted, sí, usted ya forma parte de mi vida (y él se lo está perdiendo). Cordiales saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Querida Mi Álter Ego, me alegra saber que formo parte de su vida, eso si, si algún día decide sacarme de su vida no me pida una pensión. :)

      Siempre suyo
      Un completo gilipollas

      Eliminar
  7. Buenas tardes Fernando.
    Sinceramente, me he partido con tu texto, irradia ironía en cada palabra plasmada en esta entrada.
    Yo definiría a Mario de la siguiente manera: media neurona anoréxica que a veces parece hombre y otras veces medio-hombre. ¡Hay que tener valor para acostarse con Alaska y despertarse al lado de ella sin cejas y con una piel pálida! Está claro que es gay, porque cualquier persona que se acueste con Alaska se cambia de acera directamente...

    Buenísimo tu blog pequeño gilipollitas, aunque yo he de reconocer que mi blog ! DIARIO DE UNA CHICA POSITIVA ! también le hace la competencia al tuyo, no tengo nada que envidiarle.

    http://insolitadimension.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Querida Melodi. Gracias por sus amables palabras.

      Siempre suyo
      Un completo gilipollas

      Eliminar
  8. Respuestas
    1. Querida Sonia. ¿Yo o el texto?

      Siempre suyo
      Un completo gilipollas

      Eliminar
  9. Lo apoyo, total y Absolutamenteeeeee jijijiji
    Ninguno de quienes le leemos con deleite deseamos que se parezca usted ni en la sombra marchita de tan oscuro personajillo del mundo glam, pero eso si de que el hombre sabe dar espectáculos y hacer el ridículo es bien sabido... Ya me decidí este Halloween haremos la parodia de Alaska y Vaquerizo, prepárese para troncharse de la risa
    Besos absolutos,
    desde las alturas

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Querida CaroNu. Cuando dice que este halloween haremos la parodia de Mario y Alsaka... ¿se refiere a usted y a mi? ¿a usted y a su señor esposo? ¿a su señor esposo y a mi? (rezo porque sea la última opción, me pido Alaska)

      Siempre suyo
      Un completo gilipollas

      Eliminar
  10. Yo a Mario Vaquerizo sólo le quiero para hablar en spanglish mientras bebemos cerveza

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Querida Electroperra. Yo también se hablas spanglish y beber cerveza, hablarlo peor y beber mas que Mario.

      Siempre suyo
      Un completo gilipollas

      Eliminar
  11. Yo creo que la gracia de Mario está simplemente en que cae bien. No hay que darle más vueltas... Pero también usted cae bien (probablemente mejor, por el "peso-plomo" y por la amortiguación ;D), escribe divinamente y... no, mejor que no sea usted ni quiera ser Mario Vaquerizo.
    Besos mil.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Querida CMQ, si no soy Mario Vazquerizo... ¿soy Alaska? Por diámetro de pecho seguro que si. Gracias por sus amables palabras.

      Siempre suyo
      Un completo gilipollas

      Eliminar
  12. Creo que el secreto de esta estrella mediática es que tiene carisma, estilo propio; de ahí que tanta gente quiera imitarle. En eso no tienes, Fernando, nada que envidiarle, tú eres mucho más carismático y posees algo que en él brilla por su ausencia: inteligencia.
    Si estás solo es porque quieres, amigo. No intentes engañarnos.
    Tú eres atractivo ya desde dentro. El resto es anecdótico e irrelevante.

    Un beso de tornillo ( o dos).

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Querida Kayla. Gracias por sus amables palabras y estoy con usted que mi atractivo está en el interior, porque en el exterior es evidente que no.

      Siempre suyo
      Un completo gilipollas

      Eliminar
  13. ¿Y éste qué ha hecho para ser famoso? Particularmente no le conozco de nada. Me suena que está casado con Alaska, lo cual queda muy lejos y hace bastante frío, y que le gusta vestirse de mujer. Bueno, ¿y qué? Los hay a cientos que les gusta lo mismo y no por eso son famosos. ¡País!
    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estimado Carlos, como la mayoría de los famosos del siglo XXI, el susodicho no ha hecho mérito ninguno para ser famoso, por eso lo es y por eso nunca pasará a la posteridad.

      Siempre suyo
      Un completo gilipollas

      Eliminar
  14. Ni tampoco yo quiero ser este pendejo tan pendient del exterior y de la superficiladad en su maxima expresión.
    La actividad del ARTE no tiene que ver nada con este tipo de genete propstituida por la superficilaidad y el mal gusto,

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Querido Ricardo, no creo que el objetivo de Mario sea convertirse en un artista. Creo que es bastante consciente de sus limitaciones. Ese es su mejor mérito. Al César lo que es del César.

      Siempre suyo
      Un completo gilipollas

      Eliminar
  15. No me gustaría parecerme a él pero a mí me cae simpático. Me gustaría tenerlo entre mi círculo de amigos. Siempre que le veo en la televisión me saca unas cuantas carcajadas, es un fenómeno.
    un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Querida nubedealgodón. A mi me gustaría también tenerlo entre mi círculo de amigos pero solo porque tiene cientos de cervezas Mahou en casa.

      Siempre suyo
      Un completo gilipollas

      Eliminar
  16. Ud cree que Mario Vaquerizo es de carne y hueso parece un eterno...Pero sí que la mastresa sabe manipular el cacho de hueso con peluca de marido que se ha adjudicado.Porque Alaska a mejorado con los año antes era más basta que un cordel de estopa.Eso sí: siempre ha sido lista y más se expresa con soltura.Y encontró este filón de oro, no canta, no dice nada que valga una higa; pero es cercano porque parece un eterno adolescente y eso vende muchísimo.

    Un saludo Fernando.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Querida Bertha. Lo desconozco, yo es que hablo sin saber. Solo para conseguir seguidoras y sexo.


      Siempre suyo
      Un completo gilipollas

      Eliminar
  17. A mi la verdad no me hace ninguna gracia ese personaje de pelo crespo(de formación profesional,no puedo evitarlo)y ¿¿¿estupenda??? mujer...
    No entiendo como usted puede envidiarle....para mi usted es mucho más gracioso y (seguro) más atractivo
    BESOS

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Querida Bego. Yo envidio a todo el mundo. Soy español.

      Siempre suyo
      Un completo gilipollas

      Eliminar
  18. Hay días que Mario es más delgado que tú, pero no hay día, noche o media tarde en la que escriba mejor.

    (este cumplido se autodestruirá)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Querida Pilar. Desde mi mórbida obesidad: gracias mil.

      Siempre suyo
      Un completo gilipollas

      Eliminar
  19. Respuestas
    1. Gracias. ¿Eso ha sido un aplauso o media docena de bofetadas?

      Siempre suyo
      Un completo gilipollas

      Eliminar
  20. Yo no creo que la mujer de este hombre sea para envidiarla, aquella casa tiene que ser una puta locura y una mierda porque no sé, una se levanta, legañosa, te haces un café de mala manera y luego una tostada de paté LA PIARA más bueno que el pan y empiezas el día de buen rollo… pero dudo muchiiiiiiismo que en esa casa multicolor tengan paté tapa negra…
    Además, Mario Vaquerizo es del pueblo de mi abuelo, Lora del río, realmente creo que no nació allí pero su madre sí. Naaadie sabía esto, los personajes más famosos de este pueblo hasta entonces eran Gracia Montes, cantante de copla, y “El niño de la huerta” cantador de flamenco… Bueno, pues resulta que Mario destapa sus raíces loreñas y venga, lo hacen pregonero de las fiestas y creo que hasta fue allí con su grupo… Si conociera Lora toda esta historia sería más surreal aún… y todo porque es famoso, si no saliera en la tele sería una locaza más del pueblo… que cosas…


    Kisses

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tiene usted razón, donde esté "El niño de la huerta" que se quite Mario Vaquerizo. Además, seguro que "El niño de la huerta" tiene mejores hortalizas.

      Siempre suyo
      Un completo gilipollas

      Eliminar
  21. Hola, que tal, completo gilipollas.

    Simplemente escribo porque no sé quién eres pero aquí te hacen mucho la rosca. Entre de casualidad buscando al dicho personaje seguidamente de (locaza), perdón por la expresión pero mi cabeza no encontraba otro adjetivo, no por meterme con él, sólo es que mi vocabulario no es muy amplio. Me parecen las alabanzas más interesante que todo Vaquerizo y su mujer juntos, que no se si es mujer...bueno, o no se si él es hombre... Uf que lío, da igual...

    Chao figura, enhorabuena por los elogios.

    ResponderEliminar
  22. A ver si termina ya el puto reality ese porque estoy hasta las pelotas de ver a un grupo de idiotas mariconazas (con todos mis respetos al mundo homosexual) que aún siguen viviendo de un falso mito creado en los 80, y que a día de hoy lo único que buscan es afirmarse como una familia aburguesada y pija, pero especialita y "original", cuándo en realidad lo único que viven es una auténtica mentira que nos quieren vender aún siendo infumable.

    ResponderEliminar