"El secreto del éxito es la honestidad. Si puedes evitarla... está hecho" (Groucho Marx)

2 dic. 2010

Gilipollas accidentado (10)


Desde que vi la luz al salir del túnel materno siempre he intentado evitar cualquier forma de ejercicio físico. 44 años evitando moverme mas de lo estrictamente necesario, en cualquier dirección además. No entiendo a esas personas que corren por la calle sin perseguir a nadie ni ser perseguidos, tampoco a esos que nadan a toda prisa como si les persiguiese un tiburón. No hay tiburones en las piscinas municipales, lelos. El ser humano fue concebido para dormir, comer y fornicar. Ese es todo el ejercicio que deberíamos permitirnos. Algunos ni fornicamos y compensamos eso comiendo y durmiendo el doble que el resto de los sanos y estúpidos mortales. ¿Entienden ahora por qué peso 187 kilos?

Pero aquí en el hospital las normas no siguen un orden lógico. Cuando tuve el accidente lo primero que se me pasó por la imaginación fue unas eternas vacaciones en una cama donde hermosas enfermeras me darían de comer y me frotarían con jabonosas esponjas. Nada mas lejos de la realidad. A diario me obligan a levantarme de la cama, me hacen caminar, bajar a la planta de rehabilitación que es lo mas parecido a uno de esos gimnasios que despiertan mis instintos mas pirómanos. No hay cerveza ni bollos de crema ni ollas de cocido. Aqui todo es yogur, espinacas, pescado hervido y agua. Y además cuando pido que me enjabonen el cuerpo me señalan el baño y dicen “no estás tan mal, dúchate tu mismo y además hazlo cada día, gilipollas”.

De repente el hospital se ha convertido en una mezcla de campo de concentración y gimnasio (siempre han sido lo mismo) y esas angelicales enfermeras de las que he hablado en anteriores post ahora son crueles celadoras vestidas con mallas de aerobic.

Deben de haberme cambiado la medicación y ni me he enterado.

Lo único positivo es que en un mes he conseguido adelgazar 125 gramos. Cuando salga de aquí no me reconoceran ustedes. Porque no me conocen, claro.



36 comentarios:

  1. Esta usted hecho una sílfide, amigo completo!!!

    Imagínese mover mi tonelaje por la cancha de baloncesto!!! Todo un espectáculo, vamos!!!

    ResponderEliminar
  2. Gran entrada señor gili. Ha vuelto ha sacarnos una sonrisa. Le deseo una pronta recuperacion.

    ResponderEliminar
  3. e heskrito ece "ha" con ache a pozta.

    ResponderEliminar
  4. Hace mucho que no pasaba por aquí y veo que usted sigue igual de mal enfermo!! en fin.... no se queje tanto señor gilipollas y aguante... aguante... que ya le queda poco! besitos

    ResponderEliminar
  5. Tranquilo, a mí también me han mandado al gimnaisio para fortalecer la espalda, al final, cederemos. Con el tiempo que lleva hospitalizado no se cree ni usted que sólo ha adelgazado eso, salvo que pesara 50 kilos, en vez de 150.

    ResponderEliminar
  6. AJAJJAJAJA
    Es que lo de que las enfermeras te bañen a sido un: BUEN INTENTO!!

    Creo que después de esto vas a odiar más los gimnasios... o quizás le pilles el gustillo. Quién sabe!
    xD xD xD

    Te llevo unas cervecitas sin que nadie se entere??? :)

    ResponderEliminar
  7. Pues muy bien por las enfermeras que le mantengan activo sano limpio e independiente. Eso significa que ya muy pronto saldrá usted de ese campo de concentracion... perdon, hospital, eso si, procure mantenerse alejado del burro por un tiempo!

    ResponderEliminar
  8. Jaajaj, yo soy de esas personas q corren sin ser perseguidas..(ahora en un gimnasio, el frío no me deja correr en la calle), y soy de esas que nadan en la piscina como si le siguiera un tiburon, un pez espada y toda la tropa junta..jajaja, tb como, duermo y fornico,jajaja. Ve usted señor gilipollas, como se puede hacer de todo en esta vida?
    ánimo con la rehabilitacion, y q se mejore!
    un saludo

    ResponderEliminar
  9. Hola gili!
    De este post la mayor revelación es su edad, puede que la hubiera confesado pero yo no la conocía. Grande la cosecha del 66 (tb me incluye), y si eres piscis ya tienes plan para el viernes.
    Besos y ánimo

    ResponderEliminar
  10. ya le queda menos!!!! No hay que por bien no venga

    Muacksssssssssssssssssssss
    su fan incondicional

    ResponderEliminar
  11. Y si todo fuera un cuento chino?

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  12. Mire el lado positivo, 125g menos son 0.125 posibilidades más de conseguir el ansiado fornicio. Lo mismo hasta le viene bien estar en el campo de concentración ese del que habla (Yo estoy segura de que han sido las drogas las que han cambiado su visión, apañeselas para robar algun botecito de pastillitas)

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  13. cuando uno va perdiendo privilegios en el hospital, suele ser que se acerca el día en que te manden para tu casa. enhorabuena pues, está usted un poco más cerca de la libertad ;)

    ResponderEliminar
  14. Bueno, pues creo que ya estás de vuelta... me refiero a que vuelves a ser tu mismo con esas historias que nos hacen reir, y creeme que hacía tiempo que no me reía con tus post, se te notaba muy serio. Me alegro de este cambio.

    ResponderEliminar
  15. madre mía... menos mal que nunca he estado hospitalizada... procuraré mirar bien por donde cruzo!
    Por cierto las merinas, como bien sabrá, son ovejas, aunque quedaría mucho mejor el dicho si como yo he dicho siempre "no mezcles churras con MENINAS"... mucho más culto donde va a parar.
    Y anímese, y siga escribiendo, no nos deje así, que nos obliga a trabajar en vez de leerle!
    un comentario resumen de sus 3 ultimos posts.. al fin y al cabo me jodo y tengo que trabajar..
    Besos

    ResponderEliminar
  16. Entre que no fornica, y no se mueve debe de tener una acumulación de fluidos bestial... dele caña al cuerpo hombre, aunque sea caña aeróbica.

    ResponderEliminar
  17. Pero que coños hace internado si puede lavarse solo las partes pudendas y además acudir solito a rehabilitación.
    No será que el jefe del dto de trauma se ha enamorado y quiere comerse con usted las uvas ?.
    Casos peores he visto ehhhhhh.

    ResponderEliminar
  18. Pensar que ser delgado ayuda al fornicio... alá a correr
    Besos

    ResponderEliminar
  19. Como ser humano a cargo de dos barracudas y un tiburon le digo: mejore su estilo de natacion porque cualquier dia se lo suelto en cualquier piscina...
    Y no diga que no le avise.... ;P

    A mejorarse
    Un saludo coleguita

    ResponderEliminar
  20. Estimado Sr. Gili.
    En una de estas, se lo rifan las chicas, vamos...

    ResponderEliminar
  21. La pastillita azul ya no forma parte de tu dieta y se nota!!! Bienvenido! Ya te echaba de menos.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  22. muy bueno este blog de gilipollas y gilipolleces,
    haré yo también la gilipollez de seguirle
    salut et gratia, amigo

    ResponderEliminar
  23. Creo que muy pronto le daran el alta, cuando el personal de un hospital pasa de tratarte bien a no tan bien es porque ya tu tiempo en el hosptal caduco, asi q alegrese q le mandan a su casa en breve y ya no tendra q aguantar a nadie, y encima volvera con varias tallas menos, esa cantidad de peso que ha bajado es una pasada jajaja, no nos engañe sr gilipollas q con el tiempo que lleva en ese hospital usted ha bajado kilos, asi que alegrese, prontito en casa y con unos cuantos kilos menos, ahora a seguirse recuperando

    ResponderEliminar
  24. Empirismo.
    He estado durante un tiempo en un gimnasio con unos ventanales enormes que daban a una calle muy concurrida y desde los que, entre flexión y flexión, me asomaba a contemplar el ajetreo de la vida. Mi conclusión filosófica definitiva es que fuera del gimnasio hay infinitamente muchos más gilipollas que dentro del gimnasio.

    ResponderEliminar
  25. Penosas circunstancias en que le conozco, pero por lo que dice poco queda para volver a la vida "normal". Aunque me temo que las sesiones de "gimnasio" seguirán un tiempo más.

    Un placer leerlo.
    Besitos

    ResponderEliminar
  26. Y el gilipollas vuelve por sus fueros. Mola.

    ResponderEliminar
  27. Q vuelvas.
    Q vuelvas.
    Q vuelvas.
    YAAAA!

    ResponderEliminar
  28. ojala estes mejor querido gili, y ponte a adelgazar a ver si consigues que alguna chica te haga caricias, yo estoy muy lejos!

    ResponderEliminar
  29. Parecidos razonables: hospitales-camposdeconcentración-gimnasios ... Sí, tiene bastane sentido desde el punto de vista de aquello de que "El trabajo/ejercicio te hará libre/hermoso ....
    Saludos

    ResponderEliminar
  30. Sr Gili antes que nada gracias por ese detallazo que ha tenido, de pasar por mi blog aunque esté malito . POr otro lado decirle que me parece que le está agarrando el gustito a eso de estar en el hospital, creo que se queja para darnos lástima pero en realidad se lo está pasando yupi guay. Si no fuera porque me falta tiempo lo iría a visitar, bueno por eso y porque no me veo en la recepción del hospital preguntando por la habitación del Sr. Completamente Gilipollas, pues seguro que habría más de uno, jajaaaaaaaa.

    un saludo y pongase bueno de una vez!

    ResponderEliminar
  31. "y si me suicido, que quede claro que no me voy, me llevo", podría añadir.
    Besitos alados.

    Pd. mira que hacer un blog para fotos de wateres... mmm

    ResponderEliminar
  32. Es Vd.... fantástico!!!, y adorablemente salvaje!. Entiendo que la suerte (la mala, claro) ha interceptado su camino con una estancia en este tipo de hoteles tal vez para que al salir aprecie con mayor generosidad los placeres de la vida. Y deseo que salga Vd. a la voz de ya, antes de Navidad por lo que a nivel gastronómico conllevan las fiestas.

    Mire: voy a ponerme a régimen pensando en Vd. a partir de Enero, por simpatía y por si le sirve de ayuda.

    Un abrazo, gilipollas!.

    ResponderEliminar
  33. Qué preocupados nos tiene, oiga. Parece que le estén torturando ahí dentro.


    ¡Vuelva pronto al mundo normal!


    Choque esos cinco.

    ResponderEliminar
  34. IN THE JOSPITAL? pero que la' pasao'? Xoxoxoxoxoxxx

    ResponderEliminar
  35. ¡Vaya blog!
    Que sepas que me uno. Nunca habia visto tanto realismo desde la aparición de Benito Pérez Galdós!
    Las ilustraciones de la columna me gustan...
    Espero que te saquen pronto de ese purgatorio!
    un saludín

    ResponderEliminar
  36. Juasss,pues yo soy una de esas enfermeras de esponja jabonosa que te hacen lavarte tu mismo, jajaja. Pero coincido con los que le dicen que se acerca a su libertad y su vuelta a casa. Le deseo una pronta mejoría. Y un mejor fornicio al salir.

    http://desdemicielo-arwen.blogspot.com/

    ResponderEliminar